Olha: Recibir un pelotazo en la cara y vivir para contarlo, olééé

Christophe Olha: Recibir un pelotazo en la cara y vivir para contarlo. Ser profesional no te exenta de los peligros del deporte más rápido de pelota vasca.

Olha es uno de los delanteros consentidos en las gradas de Frontón México. No sólo es un pelotari que ha construido una carrera como profesional; es un pelotari que sabe construir un tanto.

Diez días antes del pelotazo que recibió en la cara, el 03 mayo, lo había entrevistado —por el mismo motivo que a Aimar—; así que cuando recibí un mensaje informándome que Christophe Olha acababa de recibir un pelotazo en la cara, simplemente no lo podía creer. Nadie lo quería creer, porque todos los que nos hemos incluido en esta conversación sabemos lo que implica.

Lo importante aquí no es si pierdes la temporada: sino las implicaciones en tu salud y luego en tu vida profesional tras recibir un pelotazo que iba de 200 a 250 km/hr; velocidad que tiene la pelota tras un saque como el de Goikoetxea. Un saque de Goikoetxea que ya pegó en el frontis de Frontón México: un frontis del cual las pelotas salen volando —recordemos que es un frontón muy vivo—.

Entrevista a Christophe Olha
3 mayo: sobre la ruptura del tendón braquial que tuvo en 2016

Christophe Olha. Fotografía: Tamara Ramírez. Frontón México Centro de Entretenimiento © 2017-2018

Frontón México: ¿Cuándo tuviste esta lesión?
Christophe Olha: A mí me pasó eso hace 2 años, cuando estaba jugando el Campeonato de Francia y al 2º tanto del partido, en un rebote de derecha, ahí «se me cayó la bola».

FnMx: ¿Literalmente se cae?
C. Olha: Sí, yo tenía hasta aquí la bola—Christophe responde señalando su brazo—. Yo no podía ni vestirme, ni nada. Él —se refiere a Aimar—todavía puede; pero lo mío fue un poco más grave.

FnMx: ¿De cuánto tiempo fue tu recuperación?
C. Olha: Pues yo tuve tres semanas de reposo total; y después fui a un centro de rehabilitación en Francia por ocho semanas. Es un centro para deportistas profesionales; no tuve cirugía, pero estuve en rehabilitación para fortalecer y todo salió bien.
En total fueron 4 meses; después todo fue normal. Al principio hubo un poco de miedo al momento de tirar, pero después todo bien.

FnMx: ¿Es una lesión común en pelotaris?
C. Olha: Sí, aunque depende. Cuando pasas de los 30, 35 años, ya te vienen las lesiones. Pero sí, lo más delicado es el músculo del brazo; ya que en ocasiones no es posible recuperarse y es una lesión que se debe cuidar bien.

Olha: Recibir un pelotazo en el rostro y vivir para contarlo, oleeé
13 mayo – Partido estelar: Goikoetxea-Ekhi Vs. Olha-López

Christophe Olha. Fotografía: Tamara Ramírez. Frontón México Centro de Entretenimiento © 2017-2018

No he hablado mucho con Olha. Son sus compañeros franceses del cuadro de Jai Alai México los que me han tenido al día: Etxeto, Portet, Olharan y Laduche.

Vamos en orden. El pelotazo lo recibió cuando los rojos tenían una ventaja de 3 tantos con respecto a los azules; el partido iba 25-22 y el saque lo tenía Goikoetxea.

Ni bien había salido la pelota del muro izquierdo (de ayuda) cuando la pelota impactó en la cara de Olha. Posteriormente sabríamos que el golpe había sido entre la nariz y el pómulo; provocando fractura en nariz y una fisura en el hueso orbital. En accidentes de este tipo, mientras el pelotari es auxiliado y recibe atención médica, sólo se puede esperar lo mejor y prepararse para lo peor; literalmente «se está en ascuas».

El gesto de Christophe al salir de cancha, no sólo ponerse en pie, sino levantar la cesta… se llevó todas las palmas de un público que le deseaba lo mejor.

Christophe Olha recibió la atención médica necesaria y fue hospitalizado inmediatamente; tras ser diagnosticado se programó su cirugía para el 14 de mayo por la tarde; y el 15 de mayo fue dado de alta.

Esa misma semana, mientras veíamos un partido desde las suites, Sierra, Laduche, Cosme, Portet y quien aquí escribe, no paraban de llegar mensajes. Era Christophe Olha, que veía la función desde casa y comentaba el partido.

Fue entonces cuando le pregunté a Portet cómo seguía Olha: «los primeros días, sobre todo después de la cirugía, tenía mucho dolor. No podía abrir el ojo por la inflamación y le dolían los dientes. Pero ahora que ya han pasado algunos días, se siente mejor y se está recuperando rápidamente».

Esperamos verlo pronto jugando en cancha; ¡Mucho Christophe Olha!