Si andas por la Tabacalera…

Si andas por la Tabacalera, la Plaza de la República y los inmuebles que la rodean difícilmente pasarán desapercibidos.

Hace un año indagábamos sobre el impacto de la reapertura de Frontón México en la colonia. Hoy nos da mucho gusto que dichos cambios sean cada vez más perceptibles.

Así, al pasear por la Tabacalera el conjunto de trazos que el tiempo configuró cobra vida.

 

Si andas por la Tabacalera

«Las plazas más bellas son, a menudo, las que están circundadas por elegantes edificios ritmados, rodeadas de columnas y adornadas con fuentes, monumentos urbanos y cafeterías», Jonathan Glancey.

Monumento a la Revolucion y Fuente de noche

Vista nocturna del Monumento a la Revolución y la Fuente en Plaza de la República. Fotografía: Tamara Ramírez. Frontón México Centro de Entretenimiento © 2017-2018

En Plaza de la República se yergue, sobre 4 columnas, un monumento: el que se dedica a la Revolución Mexicana; construcción pública y colosal —porque el tamaño sí importa—. Arquitectura edificada que refleja la creencia de la época; de que la envergadura del inmueble (y el valor agregado de sus materiales) es reflejo del gobernante y su gobierno; de su durabilidad e infalibilidad.

Frente al monumento, una fuente (burócrata) en la que el agua brota del piso —tiene horario de oficina: «De 11 a 19 hrs.; y en intervalos de 15 minutos.»—. De esta forma, cada anochecer llega con un juego de luces que baila entre el Monumento y la fuente.

En el extremo noreste de la Plaza, descuella la elegancia que caracteriza la línea art déco de Frontón México. Y a lo largo de su perímetro, una muestra y oferta culinaria para todos los gustos.

Si tu paladar tiene sed y te gusta incursionar, puedes encontrar cafeterías, bares de cerveza artesanal, cantinas, restaurantes y terrazas/bar con vistas extraordinarias al paisaje citadino.

¿Prefieres los tacos, fondas y tienditas? Que no te quite el sueño, abundan. ¿Recorrido cultural? No te preocupes, hay dos museos, edificios históricos y calles con secretos extraordinarios. ¿Echar novio? Tranqui, hay plaza de sobra.

·

A cualquier hora del día se escuchan las risas de quien camina por Plaza de la República. Un poco más lejos, se perciben los pasos apresurados de aquellos que, por la mañana, seguro van a la oficina; y por la tarde, quieren volver a casa o al bar/cantina/terraza de confianza. ¿Es fin de semana? Entonces el espacio se vuelve a reconfigurar.

Y así, todos los días, nuevas historias le vuelven a dar vida a la colonia. De día o de noche, siempre tendrás más de un motivo para volver al triángulo bohemio de la ciudad: la Tabacalera.

https://www.instagram.com/p/BlW3csSA_UP/